Expediente

Itinerarios de la cultura contemporánea en México

En el actual momento enfrentado por el medio cultural en México (quizá no tan distinto del que se experimenta en muchos otros países), vale la pena reflexionar sobre lo vivido y pensado entre los años 1994 y 2019.

En ese cuarto de siglo —entre el alzamiento zapatista, el asesinato de Colosio, y la actual ambivalencia gubernamental frente a todo el arco simbólico: cultural, académico, mediático— vivimos un río revuelto que nos enfrentó por vez primera a muchos de los desafíos que hoy encaramos de manera aun más intensa.

Entre tantos: la contracción continua del Estado cultural, la búsqueda de alternativas en la relación con el mercado, el influjo masivo de la digitalidad, los intercambios multiplicados entre regiones y países, el eclipse definitivo del ideario de la Ilustración, la mutación en los modos de concebir y habitar las organizaciones, el ensanchamiento de los márgenes económicos informales e ilícitos, la transformación de las vidas sexuales y familiares, los abismos del ecocidio planetario.

Aquí compartimos nuestra primera contribución a la documentación de dicho período, que publicamos en 2015 en Itinerarios de la cultura contemporánea en México (coeditado con la Dirección de publicaciones del antiguo Consejo Nacional para la Cultura y las Artes).

Aunque este lance reunió algunas de las voces más audibles del medio cultural capitalino, desde el inicio nos propusimos multiplicarlas y diversificarlas, hacia adentro y hacia afuera de la Ciudad de México. Se trata de esclarecer una genealogía sin la cual nuestro presente no es pensable. Continuaremos.